noviembre 25, 2020
Breaking News

Hábitos contables para emprendedores

Hombres revisan contabilidad

Las finanzas mal rastreadas pueden causarle a tu empresa un mundo de problemas, desde un flujo de efectivo deficiente hasta declaraciones de impuestos inadecuadas y más. Este tipo de problemas se pueden evitar con buenos hábitos contables. ¿Quieres saber más?

Continúa leyendo y encuentra toda la información que necesitas si eres emprendedor.

Plan de trabajo

1. Obtén ayuda profesional para tu declaración de impuestos

Si eres como muchos emprendedores, es probable que te dedicaras al negocio para perseguir una pasión, no para convertirte en contador.

Los contadores profesionales pueden guiarte, asesorarte y asegurarse de que tus declaraciones sean aprobadas. Un ojo financiero capacitado puede detectar formas en las que se pueden mejorar tus procesos de contabilidad.

Sin duda es uno de los hábitos contables y financieros que debes aplicar si eres dueño de negocio. 

2. Invierte tiempo en todo

Subcontratar tu contabilidad no significa que debas dejarlo completamente en manos de otra persona. Definitivamente debes revisar los informes y comprender lo que está sucediendo, de hecho si contratas a un experto debería explicarte paso a paso cada proceso para que los comprendas mejor.

Independientemente de tu nivel de experiencia en contabilidad, es beneficioso para tu negocio que comprendas, como propietario, algunos de los números comerciales básicos, incluidos los beneficios, la tendencia de los gastos, las cuentas por cobrar, los beneficios por cliente y cómo funciona el embudo de tu cliente.

3. Obtén el software adecuado

Afortunadamente existen muchas opciones diferentes de programas que te pueden ayudar a llevar un contabilidad más amigable, así que busca el sistema que mejor se adapte a tus necesidades comerciales y de verdad utilízalo.

Nuevamente puedes pedir asesoría de tu contador y él te puede guiar por una mejor camino para crear buenos hábitos contables. 

4. Documenta tus procesos

Si ya tienes a un experto que te apoya con la contabilidad entonces te recomendamos que se documenten cómo deben ejecutarse los procesos de contabilidad. Esto evitaa la confusión y responden las preguntas antes de que se hagan.

La consistencia es clave para una buena contabilidad y puede ayudarte a detectar errores más adelante, ya que tendrás una buena idea de lo que pudo haber fallado.

5. Conserva los recibos de gastos

No puedes saber cuánto estás gastando en tu negocio si no guarda los recibos. Esto es algo sencillo para las compras con solicitar tarjeta de credito, ya que tendrás recibos y extractos mensuales para verificarlos.

Donde las cosas pueden complicarse es si no tienes cuidado con los gastos en efectivo. Estos recibos importan aún más, ya que no hay resúmenes de respaldo.

Algunas personas llevan consigo una pequeña libreta para registrar los gastos en efectivo a medida que se incurren.

6. Seguimiento de tus cuentas por cobrar

Una cosa es emitir facturas, pero otra es asegurarse de que se paguen. Mantén registros actualizados de tus facturas y el estado de cada una: enviada, recibida, pagada, pagada parcialmente y atrasada.

Algunas soluciones de contabilidad pueden incluso realizar un seguimiento de las facturas y marcar automáticamente las facturas atrasadas y no pagadas.

Los empresarios deben acercarse a sus contadores como socios comerciales, no solo como preparadores de impuestos, y encontrar a alguien que pueda ofrecer información sobre el negocio. Un gran contador puede ayudar a llevar una empresa al siguiente nivel con buenos hábitos contables y unas finanzas en orden.